Los Mayas -El «Popol Vuh» -2

El «Popol Vuh»

Hun Hunahpú y Vucub Hunahpú, nacieron en la oscuridad de la noche, antes de que existieran el sol y la luna, antes de que fuese creado el hombre.

Estos dos hermanos gemelos estaban un día jugando a la pelota y el ruido molesta a los Señores de Xibalbá al escucharlos jugar sobre sus cabezas.

Los Príncipes del Infierno deciden convocarlos para disputar una partida de pelota en sus dominios.

Al llegar se mofan de ellos y les someten a diversos engaños. Al final los dos héroes pierden el partido y las gentes de Xibalbá deciden sacrificarlos.

Una vez hecho esto y antes de enterrarlos, cortan la cabeza a Hun Hunahpú, que es expuesta sobre un árbol estéril; al poco tiempo el árbol comienza a dar frutos y la cabeza se convierte en uno de ellos, al ver esto los Señores de Xibalbá prohiben que las gentes se acerquen al árbol.

Algún tiempo después, Ixquic, hija de Cuchumaquic, uno de los señores de Xibalbá, se acerca al árbol epublicidad-secion-6mpujada por la curiosidad; uno de los frutos (la cabeza de Hun Hunahpú) entabla conversación con ella y le pide que extienda su mano derecha, y al hacerlo la muchacha, le escupe entre los dedos; mediante este método, Hun Hunahpú concibe en Ixquic.

El padre de la doncella, al conocer su embarazo, expone el problema a la asamblea de los Señores, decidiéndose que los Tucur o Mensajeros de Xibalbá la busquen, la maten y les traigan su corazón.

Ixquic habla con estos y obtiene su perdón, deciden engañar a los Señores llevándoles una bola de resina roja de un árbol cercano, y mientras hacen esto, la muchacha huye al mundo superior.

Busca refugio en la casa de Hun Hunahpú, el que la ha fecundado, y queda al cuidado de su madre. Tras un cierto tiempo da a luz a los gemelos Hunahpú e Ixbalanqué.

…y aquí viene ahora el relato de la venganza de estos hermanos contra el pueblo de Xibalbá…popol-vuh-libro-sagrado-mayas_1_1502194

El libro del Popol Vuh nos cuenta de como hace muchos años no existía nada, sólo agua y cielo; no existían ni el hombre, ni animales, ni plantas, ni árboles, ni cuevas, nada.

Solo existía el Creador, Tepeu y Gucumatz, cuando entonces llegaron y se pusieron a meditar y a compartir ideas, pensaron que al día siguiente que amaneciera debía aparecer el hombre.

Entonces fue así como comenzó la creación de los árboles y los bejucos y el nacimiento de la vida y con ello la creación del hombre.

Después de ésto pensaron, cómo haremos para que aclare y amanezca, quién producira el alimento y sustento. Entonces dijeron: ique se llene el vacío!, ique surga la tierra y que se afirme!, ique amanezca y anochezca! Y fue así como la tierra fue creada.

Posteriormente empezaron por crear a los animales, les dieron lugar en donde vivir, comida y todo lo nepopol-vuh1-300x174cesario, pero cuando se dieron cuenta de que no podían hablar y no los iban a poder alabar pensaron mejor en cambiarlos y mandarlos a los cerros, barrancos y bosques, y les dieron que su carne iba a ser comida e iban a ser matados.

Entonces pensaron en crear a otro y a otro pero no les salía lo que ellos querían, a un ser que les pudiera hablar y adorar como se merecían por el hecho de ser sus creadores.

A continuación vino la adivinación y juntaron madera y fue labrada por Tepeu y Gucumatz, y al instante fueron hechos los muñecos de madera, se parecían al hombre.

Hablaban como el hombre pero no tenían alma, ni entendimiento, no recordaban a su creador; después los mataron y los destruyeron porque no eran buenos, maltrataban a los animales.

Y éstos al verlos destruídos empezaron a hablar y a maltratarlos por como los hombres los habían tratado. Dicen que la descendencia de aquellos hombres fueron los monos y es por eso que el mono se parece al hombre.

¿Qué Opinas?

Comentarios

Related posts