Costumbres Sociales Mayas.

La vida de la gente del pueblo, desde la cuna hasta la tumba, estaba dominada por sus creencias religiosas.

Los antiguos mayas amaban profundamente a sus hijos, se los pedían a sus ídolos con dones y oraciones. Tan pronto como nacia el niño lo lavaban y cuatro o cinco días después ataban a su cabeza las tablas con que aplastaban artificialmente el cráneo del pequeñuelo.

sociedad maya

Esta deformación se consideraba como marca de belleza. Y distinción era el ser bizco. Para esto las madres colgaban de los cabellos de sus hijos pequeñas bolas de recino que caian entre los ojos. Estas bolas llamaban la atención del niño y lo obligaban a torcer los ojos. Otra costumbre era perforar los oídos, los labios y nariz para ponerles adornos de jade, oro, madera, concha, hueso y piedra.

¿Qué Opinas?

Comentarios

Related posts